Gioielli, Jewelry, Joaillerie, Joyas, Jewelen

Sara Sampaio per Graff

Aquí están los anuncios más bonitos

in da sapere




Aquí están los anuncios de joyería más famosos y hermosos ♦

¿Cuáles han sido las mejores campañas de publicidad en joyería? La mayoría, seamos sinceros, tienen poco que recordar: rostros conocidos que ostentan soñadoramente una pulsera o un collar, modelos que lanzan miradas sensuales mientras acarician anillos y aretes de diamantes. O, simplemente, el objeto preciado y listo. Pero, afortunadamente, incluso para las joyas, la imaginación de quienes diseñan campañas publicitarias aflora de vez en cuando. Empezando por el famoso eslogan acuñado por De Beers: «Un diamante es para siempre», una campaña que data de 1947 de la redactora Frances Gerty. Unas pocas pero efectivas palabras que convencieron a los estadounidenses de que los diamantes son el símbolo del amor y el compromiso, que no se debe considerar ninguna otra piedra preciosa para un anillo de compromiso. Este no era el caso antes, no había reglas precisas: los rubíes y los zafiros eran opciones habituales. Sin embargo, después de la campaña de De Beers, estas piedras cayeron en desgracia y ahora, unos 60 años después, es raro encontrar un anillo de compromiso sin diamantes. Todo ha cambiado.

El mejor de todos

Una campaña que tenga una efectividad total, como la de De Beers, es hoy prácticamente imposible. Sin embargo, todavía hay campañas exitosas gracias al espíritu, la novedad y el encanto que pueden despertar. Es una prueba de que los joyeros podrían dar un poco más de crédito a los mejores anunciantes. Comencemos con uno de los muchos videos de la serie «Un diamante es para siempre». Este es un corto de 1996.

Usando tecnología

Afortunadamente, no faltan quienes usan su imaginación junto con las armas de la tecnología. JCPenney, la tercera cadena de tiendas por departamento más grande de los Estados Unidos, lanzó hace años un video en línea promocionando sus joyas de diamantes de una manera muy original. En el clip, un hombre que le da a su esposa una aspiradora por su aniversario es enviado a una especie de perrera, un lugar de segregación donde los esposos que compran malos regalos a sus esposas se ven obligados a doblar montañas de ropa sucia. En la escena final, al hombre se le muestra una fotografía: la solución es regalarle un collar de JCPenney. Vinculado a este video hay un sitio: bewareofthedoghouse.com, que permite que los hombres inadecuados sean «encarcelados» en una perrera virtual. En 2009, la campaña de video tuvo más de 14 millones de visitas en YouTube y más de 7 millones de personas visitaron el sitio interactivo.

Liz Chatelain, especialista en investigación de mercado de joyas de Mvi Marketing en California, cree que la campaña ha valido la pena: «JC Penney hizo un gran trabajo al conseguir que más consumidores regalaran joyas», dice. «Aumentar el negocio a dividir no solo es bueno para el anunciante, sino también para la industria». Muchos otros joyeros se están dando cuenta del potencial de la publicidad en línea para ayudar a llegar a una audiencia más amplia entre los ‘nativos digitales’ que son menos accesibles que la publicidad impresa o televisiva tradicional.

Mensajes sociales

Cartier, por ejemplo, conmocionó al mundo al sacar una campaña publicitaria para la línea de productos Cartier en la red social MySpace, que fue líder en la industria hace años, solo para ser suplantada por Facebook. Hasta hace una década, la idea de hacer publicidad a través de las redes sociales parecía impensable para una marca de lujo: hoy en día todo el mundo está invirtiendo en las redes sociales. Pero el panthére que cobra vida a partir de una joya, en un vídeo de 2012, tampoco puede olvidarse de Cartier.

En verdad, incluso aquellos que eligen periódicos para su publicidad pueden ser un poco originales. Como la campaña Iniciativa Verde de julio de 2007, concebida por la pareja Russell y Kimora Lee Simmons, que se centró en el tema ecológico y en ayudar a África a promover Brazaletes Verdes. Los brazaletes están hechos de malaquita y diamantes en bruto y la mitad de las ganancias de la venta se destinaron a Diamond Empowerment Fund, una organización internacional sin fines de lucro que tiene como objetivo recaudar dinero para la educación en África.


Las pulseras han sido vistas en las muñecas de varias celebridades. Igualmente famosa fue, en su momento, la campaña publicitaria realizada por No Dirty Gold, una organización que quiere poner fin a las prácticas indebidas de extracción de oro.

no-dirty-gold-ad.jpg.400x300_q90_crop-smart

En 2006, la asociación estadounidense Oxfam y la iniciativa Eearthworks publicaron un anuncio en blanco y negro en el New York Times con un medallón de oro en forma de corazón. Dentro de la joya había una imagen de un joven africano descalzo paleando basura en una mina. La leyenda debajo del medallón dice: «No hay nada romántico en una mina de oro tóxica». Dieciséis joyeros en los EE. UU. se han incluido en el anuncio como «líderes» o «rezagados», en función de su asociación con (o resistencia a) la campaña No Dirty Gold para el oro producido de manera sostenible.

Sara Sampaio per Graff
Sara Sampaio per Graff

Celebridades

Existe, sin embargo, la línea más tradicional de celebridades. Estrellas de cine, héroes deportivos y líderes combinados con joyas de oro y diamantes. Sin embargo, para ser verdaderamente convincente, la celebridad debe ser coherente con el producto del que testifica y, sobre todo, contar una historia. Por ejemplo, hace años, la campaña publicitaria impresa del joyero británico Stephen Webster eligió a una estrella de rock un tanto rebelde, Christina Aguilera, como su musa en una serie de imágenes inspiradas en Alfred Hitchcock, donde la cantante interpreta a una chica sexy.

Christina Aguilera per Stephen Webster
Christina Aguilera per Stephen Webster

Retrocediendo en el tiempo, otro caso de celebridad prestada a la joyería, para la maison italiana Damiani, es el de Sharon Stone, quien cedió su rostro y una mirada seductora para publicitar las creaciones de la marca piamontesa. Nótese la ironía indirecta hacia De Beers. El lema del anuncio, en efecto, reza: Damiani, el mejor amigo de una chica, palabras que recuerdan la famosa definición de los diamantes, de la que hemos hablado.

Sharon Stone
Sharon Stone

Vistiendo Damiani, Sharon se hace pasar por Eva en el Jardín del Edén, como la pionera de la aviación Amelia Earhart y como Gertrude Ederle, la primera mujer en cruzar a nado el Canal de la Mancha. En cambio, Gucci ha creado un vídeo sobre la creación de la campaña de la colección Chiodo, en el que la actriz Clare Danes se maquilla luciendo las joyas.

Pero hay muchos embajadores famosos de la joyería, durante años Carla Bruni fue la cara de Bulgari, así como Cara Delevigne lo es para la joyería fina de Dior, mientras que Buccellati eligió a Beatrice Borromeo para agregar sangre azul a su imagen.

Carla Bruni per Bulgari
Carla Bruni per Bulgari
Cara Delevingne indossa i gioielli della collezione Rose des Vents
Cara Delevingne indossa i gioielli della collezione Rose des Vents di Dior
Beatrice Borromeo indossa la collezione Macri di Buccellati
Beatrice Borromeo indossa la collezione Macri di Buccellati







2 Comments

  1. Secondo me le pubblicità più belle sono quelle di Cartier… una più bella dell’altra, quelle natalizie con le pantere nella neve, o sui tetti di Parigi…

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

*

Latest from da sapere

Go to Top